Skip to main content

Full text of "Recursos para la Escuela Sabatica"

See other formats


I Trimestre de 2008 - "El discipulado" 
Lección 9 

Siguiendo al Maestro: El discipulado en acción 

23 de Febrero al I o de Marzo de 2008 

Resumen de la Lección de Escuela Sabática 



EgEEMES! 



"Porque todo el que quiera salvar su vida, la perderá; y todo el que pierda su vida por cau- 
sa de mí y del evangelio, la salvará. Porque, ¿de qué aprovechará el hombre si ganare to- 
do el mundo, y perdiere su alma? ¿O qué recompensa dará el hombre por su alma?" 
(Marcos 8:35-37). 



1. Saber que en Cristo domos capacitados en el discipulado del servicio verdadero, por 
medio de la fe en acción de intercesión a favor de los demás. 

2. Sentir que el Espíritu Santo nos fortalece, y allana lo escabroso que pueda dificultar- 
nos el camino del verdadero discipulado en el servicio. 

3. Hacer un plan de servicio por una labor personal, en favor de las almas que nos ro- 
dean, y que desconocen el amor de Dios. 

Vi lrl»M»H li'HrM^^^^^^^^^^^^^^^^^ 

El servicio que se hace a cambio de algo, no es servicio. La confusión entre ser servicial y 
servil pareciera ser la razón de que muchos rechazan la oportunidad de someter su volun- 
tad a la voluntad divina. Dios no somete a nadie en servilismo, sino que nos capacita para 
servir. Aceptar la influencia santificadora del Espíritu Divino, en respuesta humilde de ser- 
vicio amante a Dios y a nuestros semejantes, no es tarea fácil; Pero contamos con tan 
grande bendición, que el mismo Cristo nos hace compañía, y nos capacita para hacerlo 
con excelencia. 



IdJMdflJJklJJ 



Capacitados para servir: ¿Qué dificultades interfieren en tu deseo de servir? ¿Tienes 
alguna enfermedad, alguna preocupación, o alguna otra situación que te limita e inhibe 
en las posibilidades de servir? Recuerda: invitar a Cristo a morar en casa es maravillo- 
so; compartirle nuestras preocupaciones es importante; confiarle nuestras más íntimas 
necesidades es excelente; pero creer en su poder para resolverlo todo y esperar ple- 
namente en Él es fundamental. Solo en la dependencia total de su gracia somos capa- 
citados para servir como sus verdaderos discípulos. 
ffl Mateo 8:1 4,1 5; 20:20-28; 28:1 8-20; Marcos 1 :29-31 . 

Sirviendo en libertad: ¿Cómo se puede servir verdaderamente en libertad? Las ata- 
duras socioculturales proponen tal presión a nuestra condición que, en lugar de ayu- 
darnos a romper las ataduras para ofrecer un servicio de calidad, nos limitan en ello. 
La influencia que ofrecen tanto la familia, como las amistades; así como la que ofre- 
cemos nosotros a ellos debe ser tal que, promueva la fe, motive al servicio, inspire en 
la alabanza Divina. Romper las ataduras, exige fe, entereza y decisión. Solo Cristo 
puede otorgarnos la verdadera libertad, y con su ejemplo la calidad para servir. 



CO Isaías 58; Lucas 4:38, 39; 5:17-26: Juan 8:32,36. 

Allanando lo abrupto: Ser verdadero discípulo tiene sus desafíos. ¿Cómo enfrentar- 
los? Cristo presentó claramente a sus discípulos los desafíos y las amenazas a que 
estarían expuestos constantemente y que particularmente deberían enfrentar después 
de su partida; Conocerlos era importante para ellos, como también de donde, como y 
cuando les sobrevendrían, a fin de estar preparados para enfrentarlos correctamente. 
No es natural en nosotros servir, por ello Cristo advirtió contra el servilismo. Solo el 
amor puede hacer la diferencia. Y su amor allanó el camino; y nos da la paz; que pese 
a lo abrupto de la vida en este mundo, a nuestro paso por ella; sólo él lo hará glorioso. 
03 Mateo 5:9; 10:24,25; 34-37; Lucas 2:14; 12:49-53. 

Caminando con Jesús: ¿Cómo puede la senda del cristiano ser más fácil y llevade- 
ra? Cristo ha recorrido esa senda en su más escabrosa condición, allanándola para 
que nuestro recorrido sea menos abrupto; Pero además nos promete ir a nuestro lado, 
y cuando todo parezca perdido, podamos, tomados de su mano y apoyados en Él, en- 
contrar valor y significado en nuestra ruta hacia la eternidad. Otorgando, del mismo 
modo, valor y significado al caminar de quienes deambulan sin rumbo por la vida, 
ayudándoles a caminar junto a nosotros apoyados en Jesús. Él es el único camino se- 
guro. 

03 Eclesiastés 1 , 2; Marcos 8:35-37. 

Disfrutando su compañía: La gran comisión ¿fue privilegio solo de los doce o de to- 
dos los discípulos hasta nuestros días? Dios nunca pide nada para lo cual El no haya 
provisto. Al delegar la responsabilidad de hacer discípulos, él; no solo proveyó los re- 
cursos para ello, sino que prometió El mismo estar en la compañía de quienes respon- 
dan a su llamado. "Yo estoy con vosotros, todos los días hasta el fin del mundo" Y esto 
es tan cierto y definitivo que, en el mejor o peor de los casos, solo desea que disfrute- 
mos su compañía y con pleno gozo compartamos nuestra identidad cristiana como el 
más placentero legado. 

03 Lucas 1:32; Hechos 10:36; Romanos 5:17-19; Efesios 1:20; Hebreos 1:13; 2:9; 
Apocalipsis 14:6, 7. 



ESHBZSEEEgiami 



Ante las presiones socioeconómicas, en la competitividad adquisitiva de valores y bienes 
materiales; la capacidad adquisitiva de valores espirituales se ha paralizado, imposibilitan- 
do a la humanidad hasta postrarla en la inacción. Y ¿qué del discipulado cristiano? 
¿Hemos caído también nosotros, o mantenemos nuestra fe en acción mediante un disci- 
pulado de servicio genuino y verdadero? Cristo nos capacita para servir cada día con 
amor, habiéndonos perdonado y liberado del pecado, nos ofrece su compañía, a fin de 
que en nuestro servicio de amor: 1) Gocemos recorrer el camino a su lado, afirmados 
en su Palabra, por la oración. 2) No tengamos ningún temor, de compartir el evange- 
lio de salvación. 3) Permitamos que El Espíritu Santo nos use, y nos lleve a donde él 
quiere que cumplamos esa misión. "Porque el Hijo del hombre no vino para ser servido, 
sino para servir". Dios nos ayude a jerarquizar nuestras prioridades y a buscar los valores 
espirituales en una dimensión de fe activa sensible a ese amor eterno. "Porque el que 
no vive para servir, no sirve para vivir". 



Resumen de la Lección de Escuela Sabática 

© Cora Duma de Villarreal 

© RECURSOS ESCUELA SABÁTICA